Ante la proliferación de casos de dengue en Puebla, es importante que la población de las zonas rurales y urbanas hagan un esfuerzo por prevenir la propagación de dengue y es importante adoptar medidas preventivas tanto a nivel individual como comunitario.

El dengue, una enfermedad originaria de la región de América, puede ser grave e incluso mortal en algunos casos. Aunque no existe un tratamiento antiviral específico para este padecimiento, prevenir la reproducción del mosquito que lo transmite es fundamental para controlar su propagación, señaló Alfredo Buenrostro Badillo, médico de la Facultad de Medicina de la UPAEP.

Dijo que el mosquito “Aedes aegypti”, que transmite el dengue, prospera en climas cálidos y semicálidos, con temperaturas entre 22 y 40 grados centígrados. El Dr. Buenrostro Badillo insta a la población a evitar la acumulación de agua en lugares como llantas, cubetas y macetas, ya que estos objetos son propicios para la reproducción del mosquito. Señala que la prevención a nivel domiciliario y comunitario es clave para evitar la propagación del mosquito y, por ende, de la enfermedad.

Buenrostro Badillo resalta las siguientes recomendaciones:

Eliminar Acumulación de Agua: Evitar la acumulación de agua en objetos como llantas, cubetas y macetas, ya que son lugares donde el mosquito puede reproducirse.

Uso de Mosquiteros: Promover el uso de mosquiteros en ventanas y camas para evitar las picaduras de mosquitos.

Repelentes de Mosquitos: Utilizar repelentes de mosquitos, especialmente aquellos que son eficaces contra el Aedes aegypti, para prevenir las picaduras.

Mantener Zonas Limpias: Realizar una limpieza adecuada en las áreas exteriores de las viviendas y en zonas baldías para reducir los lugares de reproducción del mosquito.

Evitar la automedicación: En caso de presentar síntomas como fiebre alta, dolor de cabeza intenso, dolor muscular y articular, acudir a un profesional de la salud en lugar de automedicarse.

Atención a Síntomas Específicos: Prestar especial atención a los síntomas característicos del dengue, como dolor de cabeza retroocular (detrás de los ojos), fiebre alta y dolor en las articulaciones.

Buenrostro Badillo enfatiza que la detección temprana y el tratamiento adecuado son esenciales para evitar complicaciones. También destaca que, a diferencia del COVID-19, el dengue no se transmite de persona a persona, sino a través de la picadura del mosquito.

El periodo de riesgo para el dengue generalmente coincide con la temporada de lluvias y temperaturas cálidas, extendiéndose desde julio hasta septiembre u octubre. Sin embargo, las medidas de prevención deben mantenerse durante todo el año para evitar la proliferación del mosquito transmisor.

El llamado del Dr. Buenrostro Badillo es claro: la prevención es la clave para evitar la propagación del dengue. La colaboración entre la comunidad y las autoridades locales es fundamental para garantizar la erradicación de los criaderos de mosquitos y la protección de la población vulnerable, como es el caso de niños, mujeres embarazadas y adultos mayores.

Artículo anteriorRectora Lilia Cedillo inaugura los XXVIII Juegos Estatales Deportivos y Culturales para las Personas Adultas Mayores
Artículo siguienteLilia Cedillo entrega el primer Reciclatón 2023 a la asociación Donadores Altruistas de Puebla